¿Se puede negar el uso de la piscina a un vecino moroso?

Tener un vecino moroso en las comunidades de propietarios es un problema bastante recurrente. En demasiadas comunidades hay algún vecino, o vecinos, que no pagan las cuotas de la comunidad. Cuando esto ocurre, el enfado de los que sí están al corriente del pago se puede traducir en la negativa al uso de las instalaciones comunes, como por ejemplo las piscinas. Sin embargo, ¿esto es legal?

Una sentencia de la Audiencia Provincial de Valencia ha sido la primera en permitir que una comunidad vete el uso de elementos comunes, como piscina, gimnasio, o pistas de pádel. Tal y como queda acreditado, la prohibición no es contraria ni a la Ley ni a los Estatutos, y sí que se encuentra dentro de las Normas de Régimen Interno de la propia comunidad.

Aún así, no se puede afirmar con rotundidad que la prohibición sea legal, ya que hay varias sentencias que discrepan con esta, como, por ejemplo, la del 2 de diciembre de 2011 de la Audiencia Provincial de Huelva, o la del 21 de marzo de 2013 de la Audiencia Provincial de Alicante, y lo hacen con tres argumentos; la dificultad de hacer efectiva la privación, la Ley de Propiedad Horizontal, y la necesidad de que dicha prohibición esté inscrita en los estatutos.

Un punto a destacar es que, según estas sentencias, es fundamental que la prohibición esté implícita en los estatutos de la comunidad para poder aplicarla, para lo cuál es necesario hacer un cambio en ellos que necesita la unanimidad de los vecinos para salir adelante, algo imposible ya que el propio moroso debería votar en su contra para hacer efectivo ese cambio.

Realizar esta prohibición sin que se dé este punto no solo puede resultar en una sentencia desfavorable, sino que puede perjudicar aún más a la comunidad de propietarios. Al hacer una prohibición que no es legal, el moroso puede reclamar daños y perjuicios, y puesto que no se ha hecho bien, la comunidad tendría que hacer frente a una indemnización.

Desde Inmobiliaria Mejías recomendamos que, en caso de vecinos morosos, se utilice la Ley de Propiedad Horizontal y que las cuotas impagadas se exijan mediante una reclamación judicial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *